Dos escritores noveles llenos de experiencia

La editorial Salto de Página presenta sus dos últimas novelas

Un escritor joven, que se ha tatuado el título de su obra en el pecho, y un director de periódicos de frontera que acaba de publicar su primera novela. Son Leonardo Oyola, con su novela Chamamé y Carlos Salem, autor de Camino de ida, ambas publicadas por la nueva editorial Salto de Página.

Casa de América acogió el jueves 31 de mayo la presentación a la prensa de las dos últimas novelas de la editorial Salto de Página, que irrumpe en el mercado editorial apostando por obras de calidad pensadas para el disfrute de los lectores exigentes. Los dos nuevos autores, ambos argentinos, estuvieron arropados por dos escritores españoles: Carlos Salem por Gonzalo Torrente Malvido, autor de numerosas obras, entre las que destacan Puro cuento o Torrente Ballester, mi padre; y Rafael Reig, una de las voces más novedosas de la literatura contemporánea, que presentó a un ausente Leonardo Oyola, que lanzó sus palabras desde un vídeo grabado desde su residencia en Buenos Aires.

Leonardo Oyola (1973), crítico de cine y escritor, autor de varias obras narrativas, entre las que destaca Siete y el Ttigre Harapiento, que obtuvo la tercera mención del Premio Clarín-Alfagura 2004, publica su primera novela en España. Rafael Reig, con su habitual tono, la definió como “un nieto de Don Segundo Sombra”, la obra clásica de Ricardo Güiraldes, “que en vez de a caballo va en un coche o en una moto, que ha leído a Kerouac y la generación beat y se mete en una película de Tarantino rodada cerca de Misiones, Argentina”. Historia de aprendizaje y de destrucción, gira en torno a una persecución entre delincuentes, que muestra intensas emociones humanas, “una caída al abismo mediante un estilo de lirismo sucio, que convierte el argot de las mafias en una suerte de poema prolongado”.

Periodista freelance y director de diarios como El Faro de Ceuta, Carlos Salem (1959) ha tramado una obra en el Marruecos que él mismo ha vivido durante décadas. Es, según él mismo nos cuenta, “una historia de individuos que están perdidos y quieren ganar por una vez”. “Un disparate verosímil por lo bien que está escrita”, dijo de ella su padrino, Gonzalo Torrente Malvido. Entre los personajes de la novela, Charly, un hippie cuarentón que dice ser Carlos Gardel y que tiene cuentas pendientes con Julio Iglesias.

Raúl López Cazorla

Revista cultural DOSDOCE

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: